Grupo APAG » Noticias » Planes Hidrológicos. El futuro de la provincia está en juego

Planes Hidrológicos. El futuro de la provincia está en juego

26 enero, 2022

Se han presentado los nuevos planes hidrológicos; uno por cada cuenca. El período para presentar alegaciones expiraba el 23 de diciembre y la Asociación Provincial de Agricultores y Ganaderos -APAG-Asaja Guadalajara- ha presentado sus alegaciones. Como no podía ser de otra manera APAG apoya y comparte las alegaciones de nuestras comunidades de regantes.

Observamos en estos nuevos planes hidrológicos un exceso de celo medioambientalista en contra de la producción agraria, en contra de nuestra agricultura y ganadería. Se ignora que la sostenibilidad ambiental debe ir siempre acompañada de la sostenibilidad económica y social.

Nos preocupa tremendamente la forma de calcular los caudales ecológicos. Nuestros ríos son de régimen discontinuo; enclavados en regiones de clima mediterráneo. Nos negamos desde luego al carácter prevalente de los caudales ecológicos sobre los usos del agua.

Rechazamos una subida de los precios del agua; subida que amenaza la rentabilidad de nuestros regadíos y exigimos que se lleven a cabo inversiones para modernizar nuestros regadíos más antiguos y por qué no, crear nuevos regadíos en esta provincia.

En estas alegaciones manifestamos un no rotundo al trasvase Tajo-Segura, por varias razones:

• Llevamos 42 años de trasvase Tajo-Segura, sin beneficio alguno para nuestra provincia, sin contraprestaciones. Con el agua del trasvase se ha desarrollado un territorio y se ha arruinado a nuestra provincia, convirtiéndola en la zona cero del despoblamiento a nivel nacional.

Hay dos ejemplos; nuestros pueblos ribereños llevan años abasteciéndose de agua potable con cisternas en la época de verano.

Nuestra provincia cuenta con apenas 12.000 hectáreas de regadío, mientras otras provincias de Castilla-La Mancha, como por ejemplo Ciudad Real, poseen más de 200.000 hectáreas de regadíos.

Estos dos tristísimos ejemplos demuestran el daño, el abandono y la desidia que ha soportado nuestra provincia durante estos 42 años de trasvase.

• En la cuenca del Tajo tenemos sistemas deficitarios, dos de ellos en nuestra provincia: Henares y Tajuña. El sistema que más afecta a los regadíos de Guadalajara es el sistema del Henares, con unas demandas agrarias consolidadas en 2021 de 135,58 hectómetros cúbicos y la asignación contemplada para 2027 es de 114,8 hectómetros cúbicos, lo que implica que la reserva es igual a cero hectómetros cúbicos. Este sistema está al límite y una de las soluciones a medio plazo que volvemos a plantear en las alegaciones al PHT 2022-2027 -con calendario de ejecución e inversiones- es la conexión Sorbe -Bornova, para trasvasar agua del pantano del río Sorbe a Alcorlo, con mucha mayor capacidad.

Desde luego, parece mentira que en esta provincia todavía no tengamos el agua asegurada y no sólo para el uso agrícola, sino también para el resto de usos.

Juan José Laso, presidente de APAG
El embalse de Beleña debe desaguar habitualmente al río, debido a su escasa capacidad para almacenar el agua del río Sorbe. APAG vuelve a reivindicar la conexión Sorbe-Alcorlo para poder aprovechar este sobrante.